Nutrición


cana_azucar Por millares de años el ser humano satisfizo el gusto por el sabor dulce con fruta fresca, fruta seca y miel. Todos alimentos naturales que no contienen sólo azúcares, sino también vitaminas, minerales, enzimas,ácidos orgánicos, proteínas, agua, etc. Sin embargo hoy, la sacarosacontenida en el jugo de la caña de azúcar refinada y cristalizada- ha desplazado a las fuentes naturales de azúcares y es utilizada en enormes cantidades en infinidad de procesos industriales. Tanto se ha radicado psicológicamente el consumo de la sacarosa, que una familiatipo no resistiría más de un día sin su presencia. O sea que se haconvertido en una verdadera droga.

Dice el Dr. Bruker, investigador alemán y autor de un libro sobre el tema: "Mi experiencia de decenios investigando sobre el azúcar blanco me permitenconcluir que esta sustancia es capaz de crear un estado de adicción,del mismo grado que el ocasionado por drogas como la nicotina, el alcohol y el café. Existen estudios realizados en Estados Unidos que lo demuestran, pero que no se han hecho públicos por motivos económicos".

Como todas las drogas, el azúcar blanco, además de no beneficiar al organismo y no aportar ningún elemento nutritivo y vital, resulta altamente dañoso. Es un verdadero peligro para la salud pública, por ser fuente directa o indirecta de muchos padecimientos "modernos":caries dental, acidificación de la sangre, descalcificación,arteriosclerosis, infarto de miocardio, diabetes, obesidad, acné,úlcera de estómago, colesterol, tensión nerviosa, problemas decirculación, hiperexcitabilidad, degeneración hepática…

Muchos se preguntarán porqué resulta tan nocivo este derivado de la caña,cultivo originario de la India que los españoles introdujeron en América. La respuesta: la sustancia que hoy conocemos como azúcar poco tiene que ver con la planta original. Se trata sólo de sacarosa"purísima", priva de impurezas, de vitaminas, de minerales, de enzimas y de todo elemento vital.

O sea, una sustancia química completamente artificializada. Una vez ingerida y a diferenciade cualquier otro alimento se transforma completamente en energía, sin dejar siquiera trazas de residuos: nada de proteínas, grasas,almidones, vitaminas, ni minerales. Es decir que aporta calorías vacías. Como otras sustancias químicas puras, la sacarosa excita elorganismo con su carga energética inmediata, pero lo enerva y lo debilita, haciendo trabajar en vacío todo el aparato metabólico. Pero lo más grave es que para su metabolización el organismo debe emplear reservas orgánicas de vitaminas, amionoácidos y minerales,empobreciéndose.

Las investigaciones escasamente difundidas por cierto- indican que no solo el abuso, sino el simple uso de la sacarosa pura, predispone el organismo a las modernas enfermedades de la civilización. Indígenas de África y Asia cuando consumen azúcar refinado sufren las mismas enfermedades de los occidentales más golosos y sacarodependientes. Sin embargo en estudios hechos en Sudáfrica sobre muestras de orina de 2.000 trabajadores deplantaciones de caña de azúcar, no se hallaron trazas de glucosa pese aque en promedio mascaban 2 kg diarios de caña, o sea que ingerían unos350g de azúcar. La explicación: mientras la caña mascada es un alimentonatural y relativamente completo, el azúcar refinado es un producto extraño y nocivo para el organismo. Otras investigaciones realizadas enÁfrica e India muestran que la diabetes es desconocida en pueblos que no incluyen carbohidratos refinados en su dieta.

El azúcar blanco resulta particularmente nocivo para los niños, los ancianos y las mujeres, ya que roba del organismo calcio y sales minerales (sobre todo cromo). Esto sucede pues la sacarosa se une al calcio presente en la sangre, formando sucrato de calcio que se elimina por intestinos y riñones. También roba vitaminas y enzimas, necesariaspara su desdoblamiento (la sacarosa es un disacárido que el organismo debe convertir en compuestos simples como glucosa y levulosa).

Detallados estudios demuestran que cada vez que ingerimos sacarosa,para su metabolización agotamos reservas orgánicas de preciososaminoácidos (triptofano y metionina), de vitamina B (sobre todo B5, B6y B12), vitamina PP y minerales. De allí que se defina al azúcar blanco como un verdadero "ladrón" del organismo.

La Comunidad, El País, nota completa

(PD/BBC Mundo).- El sueño de mucha gente es bajar de peso sin sacrificios. Un equipo de científicos australianos asegura que descubrió cómo lograrlo. El hallazgo podría conducir al desarrollo de fármacos para quemar grasas y combatir la diabetes.

Los investigadores descubrieron que manipulando los lipocitos (o células grasas) en ratones de laboratorio podían acelerar el metabolismo.

Al extraer de los animales una enzima específica lograron que éstos comieran la misma cantidad de alimento pero quemaran más calorías y no subieran de peso.

El descubrimiento, afirman los científicos del Instituto Howard Florey en Melbourne, podría conducir al desarrollo de fármacos para quemar grasas y para ayudar a combatir la diabetes.

La enzima, que desempeña un papel importante en la producción de grasas, es la llamada “convertidora de la angiotensina” o ECA.

“Esta enzima produce una hormona -la angiotensina- y vimos que una deficiencia en los ratones provocaba una reducción en los niveles de grasa y en el peso corporal”, explicó el doctor Michael Mathai, director de la investigación

MENOS GRASA

Los científicos estudiaron a un grupo de ratones que no tenían la enzima y descubrieron que éstos eran un 20% más ligeros que los ratones normales a quienes se alimentó con la misma cantidad de comida.

Asimismo, tenían entre 50 y 60% menos grasa corporal.

Los científicos creen que este proceso ocurre porque sin la enzima, el hígado aumenta su metabolismo de lípidos.

Tal como explica el doctor Mathai, en el estudio descubrieron que, debido a que procesan glucosa más rápido, los ratones a los que se le retiró la ECA también parecen tener menos posibilidades de desarrollar diabetes que los animales normales.

Actualmente ya existen fármacos que inhiben las funciones de la ECA que se utilizan principalmente para combatir la hipertensión.

Según el doctor Mathai “conocemos los niveles de tolerancia y seguridad de estas medicinas en humanos y ahora sabemos que tienen un efecto adicional en los roedores”.

“Pero todavía no hemos descubierto si funcionarán de la misma forma en humanos obesos”.

Los científicos están ahora investigando si se puede trasladar este efecto de reducción de grasa y peso corporal en humanos.

Coca-Cola-Poster-C10054866 La prevalencia del síndrome metabólico está aumentando en los adultos de mediana edad que beben gaseosas, incluso las versiones de esos refrescos sin calorías, indicó un nuevo estudio.

El síndrome metabólico es un conjunto de factores de riesgo cardiovascular, que incluye a la hipertensión, el colesterol alto, el exceso de grasa abdominal y la intolerancia a la glucosa, un trastorno que impide que el organismo procese el azúcar en la sangre y que suele aparecer antes de la diabetes.

Hasta ahora, las teorías sobre el consumo de bebidas gaseosas y el síndrome metabólico surgieron básicamente del alto contenido de azúcar de la bebida, explicó el equipo dirigido por el doctor Ramachandran S. Vasan, de la Escuela de Medicina de la Boston University, en la revista Circulation.

Para estudiar esta relación, los autores analizaron datos de participantes del Estudio Cardíaco Framingham que tenían alrededor de 55 años, a los que se les realizaron dos evaluaciones entre 1998 y el 2001. Ninguno tenía enfermedad cardiovascular al inicio del estudio.

Los investigadores hallaron que los participantes que consumían una o dos bebidas gaseosas por día tenían una prevalencia de síndrome metabólico un 48 por ciento mayor que en aquellos que bebían menos de esa cantidad.

En el segundo análisis, los participantes que bebían gaseosas de manera regular tenían un 44 por ciento más riesgo de tener síndrome metabólico. Ese consumo elevó también la incidencia de cada trastorno que integra el síndrome.

Estudios previos demostraron que el consumo de refrescos está relacionado con una dieta alta en calorías y grasa, y reducida en fibra.

No obstante, el equipo destacó que aún después de considerar los factores de riesgo conocidos, como la dieta, el tabaquismo y la actividad física, la relación entre el consumo de gaseosas y el síndrome metabólico siguió siendo estadísticamente significativa.

Sin embargo, dado que éste es un estudio observacional, los investigadores no pudieron identificar evidencia de que las gaseosas causaran el síndrome metabólico.

“Medidas de salud pública para limitar el ascendente consumo de refrescos en la población reducirían la carga de los factores de riesgo metabólicos en los adultos”, concluyeron los autores.

med_1132510322-60.jpg El uso de medicamentos para prevenir la diabetes no se justifica cuando los cambios en el estilo de vida son igualmente eficaces, indican científicos de Estados Unidos.

Pruebas de laboratorio demostraron la eficacia de la rosiglitazona, una medicación actualmente utilizada para tratar diabetes de tipo 2.

Sin embargo, según los expertos, igual de eficaz es la pérdida de peso, una manera más segura y económica de evitar este tipo de diabetes.

En el British Medical Journal, los científicos advierten sobre convertir a personas saludables en pacientes y en los efectos secundarios de los medicamentos.

La organización de caridad británica Diabetes UK aboga por un cambio en el estilo de vida para combatir la diabetes.

Prevención

Más de dos millones de personas en el Reino Unido son diagnosticadas con diabetes tipo 2 mientras que se calcula que unas 750.000 más aún no han sido diagnosticadas.

La diabetes tipo 2 está vinculada a factores en el estilo de vida como la obesidad y los expertos creen que aproximadamente la mitad de los casos podría prevenirse a través de cambios en la dieta y el ejercicio.

Actualmente, los medicamentos son recetados si los cambios en el estilo de vida no logran controlar la glucosa en la sangre.

En un estudio publicado en la revista médica The Lancet de septiembre pasado, los expertos sugirieron que una de cada 12 personas debería tomar rosiglitazona para prevenir la enfermedad.

Según ellos, suministrar rosiglitazona a las personas con problemas para la regulación de la glucosa ayudaría a prevenir uno de cada siete casos.

Sin embargo, el professor Victor Montori y sus colegas de la Clínica Mayo en Rochester, cuestionó los resultados de los estudios sobre las drogas utilizadas para prevenir la diabetes.

Ellos argumentan en el British Medical Journal, que “los cambios en el estilo de vida son tan efectivos como las glitazonas y es una alternativa mucho más económica para el paciente”.

Asimismo, también existe el peligro de que al ofrecer medicinas a los pacientes se les esté enviando un mensaje erróneo, que ellos pueden reducir su riesgo de desarrollar diabetes sin hacer cambios en el estilo de vida.

La soja y los lípidos en sangre

soja-soya.jpgEstudios publicados dan cuenta que la proteína de soja y todos sus compuestos bioactivos (entre ellos las isoflavonas) ayudan a disminuir el colesterol  total, colesterol LDL (el conocido como colesterol malo), triglicéridos y aumentan el colesterol HDL (el conocido como colesterol bueno).

La disminución del riesgo de enfermedad cardiovascular ocurre por mecanismo de estimulación de la secreción de ácidos biliares, cambios en el metabolismo hepático del colesterol, efectos hormonales y regulación de los receptores del colesterol LDL.

Hoy la Asociación Americana del Corazón además de recomendar avena, naranja y vegetales verdes para mantener la salud del corazón, sugiere consumir diariamente proteína de soja.

La soja y la salud de la mujer

La proteína de soja aumenta el contenido mineral del hueso y su densidad mineral, favoreciendo la salud ósea; esto quiere decir huesos más fuertes.

Respecto a la etapa de la menopausia se ha visto que las mujeres que tuvieron un consumo frecuente de proteína de soja (países del Asia) tienen una incidencia alrededor del 17% de calores respecto a las europeas que presentaban una incidencia  del 57%.

La soja con sus isoflavonas disminuyen en un 40% o más los calores relacionados con la menopausia y puede ayudar a reducir la severidad de los síntomas.

Definición

La Anemia se define como una reducción del nivel de hemoglobina en sangre, lo que da como resultado un menor aporte de oxígeno a los tejidos.

Síntomas

  • Fatiga
  • Cefalea
  • Mareos
  • Sensación de falta de aire
  • Angina de esfuerzo (o sea, desencadenada por el ejercicio y aliviada por el reposo)
  • Palpitaciones
  • Claudicación intermitente

Causas de la anemia

  • Pérdida crónica de sangre por el tubo digestivo, parásitos o sangre en la orina.
  • Ingestión o absorción deficiente de hierro
  • Aumento de las necesidades de hierro: como se observa en la infancia, la adolescencia y el embarazo.
  • Déficit de ácido fólico / Vitamina B12
  • Déficit de vitamina C
  • Intoxicación por plomo

Muchas anemias son causadas por una ingestión inadecuada de hierro, produciendo anemia microcítica (glóbulos rojos pequeños), ferropénica, o de ciertas vitaminas como B12 o ácido fólico, ocasionando anemia macrocítica (glóbulos rojos grandes), megaloblástica.

Alimentos recomendados

Cuando hablamos de alimentos ricos en hierro, es importante hacer una aclaración sobre hierro hemínico y hierro no hemínico.

El hierro hemínico se encuentra en las carnes rojas, pescados y aves. Se absorbe mucho mejor que el no hemínico, entre un 15 y 35 %, según los depósitos del mineral en el cuerpo y es el mejor hierro alimentario. Ayuda a la absorción del no hemínico, y a este beneficio se lo llama efecto carneo.

El hierro no hemínico es aquel que se encuentra en el huevo, cereales, hígado, legumbres, vegetales y frutas. La absorción de este tipo de hierro va del 3 al 8% dependiendo de la presencia de factores que favorezcan la absorción, como la vitamina C y las carnes en general. Esto significa que si analizamos, por ejemplo, la absorción de hierro de las lentejas, éste se va a absorber en mayor cantidad si las lentejas son acompañadas con carne y jugo de naranja, que si las comemos solas.

La absorción de hierro puede ser inhibida por una variedad de factores. Por ejemplo, cuando se toma té o café en las comidas, la absorción de hierro disminuye en un 50%, ya que éstos contienen taninos que interfieren en la absorción del mismo.

Para tener siempre presente

  • Hacer una buena elección de alimentos para aumentar la cantidad total de hierro de la dieta.
  • Incluir una fuente de vitamina C en cada comida (cítricos, vegetales de hoja verde, kiwi).
  • Añadir carne roja, de ave o pescado por lo menos una vez al día.
  • No ingerir demasiado té o café con las comidas.

aceites-vegetales.jpgEntre las distintas sustancias grasas que podemos incorporar a nuestra alimentación, los aceites vegetales son las más saludables, especialmente el de oliva y el de girasol.

Los aceites se dividen de acuerdo con su perfil lipídico en aceites saturados, poliinsaturados y monoinsaturados. Mientras el consumo de los primeros (de origen animal) debe ser disminuido para evitar los perjuicios que ocasionan a las arterias, los monoinsaturados y los poliinsaturados, por el contrario, presentan distintos beneficios para el organismo.

Son muy beneficiosos porque ayudan a disminuir el llamado colesterol malo (LDL o “low density lipids”) y aumentan la fracción de colesterol bueno (HDL o “high density lipids”); por eso, son de gran utilidad para el tratamiento de las personas que sufren los trastornos asociados con el alto colesterol (dislipemias).

Sin embargo, aunque la gente cree que porque estos aceites son grasas más saludables puede consumirlos sin límites, no es así -advierte la especialista-. Las personas que padecen obesidad o dislipemia deben reducir el consumo total de aceite, de modo tal que éste no supere un 30 por ciento del valor calórico total de la dieta.

¿Cuál es la cantidad apropiada de aceite que se puede consumir diariamente? Alrededor de 2 a 3 cucharadas de postre que equivalen a 20, 25 o hasta 30 gramos. Hay que tomar en cuenta que al freír la comida, ésta absorbe un 10 por ciento de su peso en aceite. Además, a la hora de freír es aconsejable recurrir a aceites monoinsaturados -como el aceite de oliva- que tienen un punto de fusión más alto; es decir, que admiten una mayor temperatura de cocción. Por el contrario, los aceites poliinsaturados -como el de girasol, de canola o de frutas secas- tiene un punto de fusión más bajo, por lo cual es recomendable no utilizarlos para cocinar sino para condimentar comidas.

Aceite y quimioprevención

A algunos aceites vegetales también se le adjudican ciertas propiedades antitumorales. Según datos del Programa Latinoamérica Contra el Cáncer, el 35 por ciento de los cánceres es el resultado de una dieta inadecuada, caracterizada por un exceso de grasa y una carencia de fibras en las comidas. Es importante, entonces, encarar la llamada quimioprevención: una prevención activa a través de distintos compuestos naturales que están presentes en ciertos alimentos.

Uno de ellos es la vitamina E , que se encuentra presente en los aceites vírgenes y que neutraliza los radicales libres que permiten el acceso de los agentes cancerígenos a las células. Una gran parte de los cánceres se debe a la acción de estos radicales libres, que dañan el ácido nucleico de la células. Las sustancias antioxidantes, como las vitaminas A, E, C, el zinc y el selenio permiten neutralizar este proceso de oxidación.

El aceite de oliva, y en especial las versiones extra vírgenes, contienen además de vitamina E otras sustancias antioxidantes: los polifenoles. A los polifenoles se les ha atribuido recientemente un poderoso potencial anticancerígeno; estas sustancias naturales actuarían por distintos mecanismos antioxidantes, atrapando radicales libres y evitando la oxidación de las grasas.